La comisión de Economía se reunió con el Secretario de Finanzas de la Provincia de Santa Fe, CPN Pablo Olivares.

En la primera parte de la charla, abordamos el tema del Observatorio de Precios y el nuevo IPC que lanzará la Provincia con la participación de Graciela Bevacqua en la confección del mismo. En relación a dicho índice, argumentó que se utilizará la encuesta de hogares proveniente del 2005, ya que la del 2012 se encuentra cuestionada.  El primer dato del IPC será en base al mes de Septiembre y se dará a conocer en forma mensual.

Entre otros temas de hizo especial hincapié en la productividad como medida para discutir las paritarias, el control del Estado en situaciones como los reemplazos docentes y el mercado de trabajo en general.

Luego, vino la etapa de analizar las fuentes de financiamiento del Estado. Como primera medida, Pablo comenzó explicando como método de pago el cheque de pago diferido y su utilización para saldar deudas con proveedores. Con respecto a este punto, se analizó el tema del déficit que tiene la caja de jubilaciones y como la provincia debe hacer frente al mismo; el mecanismo es el siguiente: el Tesoro envía un cheque de pago diferido a la Caja, la cual lo descuenta en el mercado de valores, y luego el Tesoro cubre los intereses de dicho descuento mediante una transferencia para que contablemente quede correcto.

El 80% del gasto de la provincia es Rígido. El 45% del mismo corresponde a sueldos, mientras que el resto se compone de subsidios a escuelas privadas (salario docente), contratos, gastos de alimentación en cárceles y servicio hospitalario, lo que totaliza el 80%. Ante el interrogante sobre si la planta del Estado Provincial se agrando considerablemente en los últimos años, la respuesta fue que dentro del promedio nacional, Santa Fe fue una en la cuales menos creció, y dicho crecimiento se vislumbró básicamente en educación (en 2009 se volvió obligatoria la escuela secundaria), fuerzas policiales y salud.

Luego Pablo explicó lo que se conoce como deuda flotante y el FUCO (es una partida consolidada de saldos acreedores que posee la provincia, la cual se utiliza como un medio para otorgar adelantos al Tesoro).

Por último, las dos últimas fuentes de financiación que analizamos fueron las letras del Tesoro y la emisión de Bonos. Por el lado de las letras, se licitaron 5 series en el año. El sistema es el de subasta holandesa, donde se ofrece una tasa badlar más un margen. Dos puntos que me parecieron importantes son las restricciones que tiene la provincia: no se puede pagar más de 6 puntos por encima de la badlar y la intención de pagar tasas menores con respecto a otras provincias.

La emisión de bonos, por su parte, constituye un hito histórico para nuestra provincia. Pablo nos contó la experiencia del road show, las negociaciones efectuadas en EEUU y toda la documentación que tuvo que elaborar para exponer ante los inversores. La tasa negociada fue el 6,90%.